Tenemos que hablar de la carne

255 0
livestock - Tenemos que hablar de la carne
Foto:www.col.es
Por El Espectador
descarga 1 - Tenemos que hablar de la carne
RTVE.es

La semana pasada, el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés), que se reúne anualmente en Davos (Suiza), le recordó al mundo que hay un debate sobre cambio climático y la salud de la humanidad que no se está dando con la intensidad que debería: el consumo de carne y sus efectos negativos. Aunque se trata de un tema delicado, es urgente que se incluya en la agenda política de todos los países, incluyendo Colombia.

La Oxford Martin School, de la Universidad de Oxford, fue contratada por el WEF para estudiar los efectos que el consumo de carne tiene sobre la salud humana. Los resultados son muy dicientes. Por un lado, 2,4 % de las muertes provocadas en el mundo por la alimentación se podrían evitar reduciendo el consumo de carne, en particular la de origen bovino. En los países con más ingresos, donde, por ende, el consumo de carne es superior, la reducción llevaría a salvar un 5 % más de vidas. No son porcentajes despreciables.

Lo anterior se une al otro problema, ya ampliamente denunciado, de la ganadería y el consumo de carne: sus pésimos efectos para el cambio climático y la sostenibilidad ambiental del planeta. En 2010, la sola producción de carne bovina, según reporta la AFP, representó un 25 % de las emisiones de CO2 relacionadas con la alimentación. Además, la ganadería afecta el subsuelo por la emisión de altas cantidades de metano.

Esos dos componentes negativos de la carne deben leerse en el contexto de un planeta Tierra con explosión demográfica y donde, además, personas que antes no tenían acceso a la carne por motivos económicos van a empezar a consumirla. En una entrevista reciente, el historiador Yuval Noah Harari explicó que por cada estadounidense que decide practicar el veganismo hay unos cien chinos que por primera vez están consumiendo carne, gracias al desarrollo económico de su país y los efectos que eso tiene en la desigualdad.

tmb1 conoce cuales son beneficios dejar comer carne 112516 171524 300x193 - Tenemos que hablar de la carne
Cada vez menos argentinos la compran. IMAGEN ILUSTRATIVA DE Colombia.com

Entonces, ¿qué hacemos? El WEF dice que no se trata de promover el abandono de la carne por completo, más aún teniendo en cuenta que la ganadería es la manera de subsistir de cerca de mil millones de personas en el mundo. Estamos de acuerdo, conociendo la realidad del sector en Colombia. Un primer paso es, no obstante, fomentar una mejor alimentación. El informe de la Oxford Martin School sugiere que los fríjoles, las microproteínas y los guisantes ayudarían a reducir en un 7 % la pérdida de vidas.

Dicho eso, lo que esta coyuntura nos demuestra es que los líderes políticos en todo el mundo están fracasando en la necesidad de enfrentar los retos del futuro inmediato. En Colombia también seguimos perdidos en los debates del día a día político, mientras dejamos que pase el tiempo y la sombra de las grandes amenazas crezca y crezca. ¿Cuándo tomaremos en serio el cambio climático, con lo que implica para la economía nacional? ¿Alguna vez escucharemos debates sobre la inminente revolución laboral que causará la inteligencia artificial, generando una ola de desempleo sin precedentes? No es ciencia ficción, son problemas que están al voltear la esquina.

Marco Lambertini, director general del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), dijo que “las pruebas son claras, nuestro sistema alimentario debe transformarse para el bien del planeta y el futuro de la humanidad”. Como dijimos en un editorial en conjunto con medios de varios países que salió hace una semana: el tiempo se nos está acabando.

¿Está en desacuerdo con este editorial? Envíe su antieditorial de 500 palabras a yosoyespectador@gmail.com

Tomado de El Espectador.com

Related Post

d 031 360x219 - Desangre vergonzoso

Desangre vergonzoso

Posted by - enero 30, 2018 0
Urgencias en Colombia:  la prolongada agonía de un sistema Foto:Periódico El Pulso/Debate Desviar recursos de la salud es un delito…

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *