Recuerdo del viaje Bogotá – Cali en bicicleta, me robaron!

190 0
Esta es la única foto de todo el viaje
Foto Juanma Cali 224x300 - Recuerdo del viaje Bogotá - Cali en bicicleta, me robaron!
Esta es la única foto de todo el viaje.

Bogotá – Cali en 3 etapas, lágrimas, impotencia, frío, calor, dolor físico, dolor en el corazón, solo, acompañado.

El viaje con mas contrastes que he hecho;

Salí el jueves 21 de diciembre de 2017 desde Bogotá hacía Ibagué, el día 1 tuvo 210kms; 5:42AM salí por la vía a Soacha, pasé por Fusa, Melgar y seguí por la variante Girardot – Ibagué. En el km 136 me abordaron dos jovenes en una moto, en plena vía me amenazaron pidiendome el celular, traté de dilatar el robo, ver si alguien pasaba y me ayudaba o algo. A la vista estaba el ciclocomputador, lo arrancaron de la bicicleta, me negaba a entregar mi celular, en ese entonces un Iphone 7, halaron mis maletas, me pegaron y los insultos no faltaron. Ya viendome sin ninguna salida entregué mi celular. Seguí mi camino sin celular, ni GPS, a la antigua, con sensaciones y sin ni siquiera saber la hora, hasta eso me tocaba preguntar. A las 2pm llegué a Ibagué, a casa de Anny Morales a la que le agradezco un montón por todaaaa su atención, la mejor anfitriona en la ciudad musical.

El día 2 fue Ibagué – La Línea – Tuluá, 170kms muy duros, mis compañeros David Louis Uniman, mi jefe en ese momento en la Secretaría Distrital de Movilidad y Damian Abarca, un español profesor de diseño en Colombia, que conocí tambien por trabajo, salieron un día antes que yo, y salieron (ese día 3 para ellos) desde Cajamarca (donde empieza la subida del Alto de la Linea), yo debía subir a Cajamarca (25km mas o menos) y seguir subiendo la linea (otros 25 mas o menos). La idea era encontrarnos en el camino. Los últimos kms del Alto de la Línea fueron los peores, muy duros, muchas lagrimas, solo y con mucho tiempo para pensar, muchos carros con placa de Bogotá subían tambien, muchos con bicis en sus racks me pitaban y daban ánimo para no bajarse. Finalmente vi la neblina y un planito donde al final se veían dos ciclistas en el Alto, eran David y Damian que acababan de coronar, entré en llanto de alegría y emoción, fue inevitable, nos abrazamos, gritamos y demás. Tomamos agua panela con queso y bajamos a hacia Calarcá, había mucho trancón bajando, los carros quietos, y en medio del trancón reconocí un carro que me pitó, miré y era Diana López y su novio, amigos de la bici, me dio emoción verlos, hablamos un rato y me di cuenta que eran mas las cosas buenas que las malas, que ya las fotos del celular y la ruta del Garmin pasaron a otro lado, ya en ese momento era lo menos importante. Faltaba mucho camino hasta Tuluá, el cansancio se notaba, caras largas, el camino muy rudo, eran columpios (sube y baja) desde Calarcá hasta La Paila (como 50kms), y de ahí en adelante un plano eterno para finalmente llegar como a las 6:30PM a Tuluá con la guía en moto de Fabio Cañon que vive allí hace unos años, con Fabio hice mi etapa más larga y más patacona en mi vida, Bogota-Represa de Prado 250km hace como 8 años por ahi, iba en Crocs, mi comida fueron panderitos y agua. En fin muy chistoso pero esa es otra historia.

198073 10151162110957475 1876102583 n.jpg? nc cat=101&ccb=2& nc sid=cdbe9c& nc eui2=AeGakiJ SljrxSMqOsAhLZsutb2Pwz428z 1vY DPjbzP9P7CVQUqQYPT1y6Pnzz ic& nc ohc=KqegMRH57V4AX8SeuXP& nc ht=scontent.fbog2 1 - Recuerdo del viaje Bogotá - Cali en bicicleta, me robaron!
Acá los panderitos – año 2012 en algun punto entre Bogotá y la Represa de Prado

La último día fue Tulúa – La Basilica de Buga – Cali; mas o menos 90 kms de plano y mucho calor. Salimos tarde de Tuluá, conocí la Basilica de Buga, soy poco practicante, pero le daba las gracias de tener alientos para contar esta historia y darme cuenta que las cosas materiales se recuperan, y lo que queda en mi memoria nadie me lo robará. Los olores del Valle del Cauca son únicos, y en general de todo el recorrido, Café, Caña, en fin. Vimos el tren cañero con su olor particular, cantamos esta canción que dice “Si huele a caña tabaco y brea Uste’ esta en Cali ay mire vea!” tambien la canción de niños ” Trencito cañero que rueda por las calles, trencito de mi Valle que lindo eres tú” Solo emoción nos daba de ver la meta cada vez más cerca.

Finalmente el reto Bogota-Cali en Bicicleta fue completado, 466km de muchas historias más por contar.

Fui muy feliz en medio de todo, me di cuenta que la gente buena es mayoría y las malas actuaciones de unos pocos no me quitarán mi sonrisa.

Gracias a todos y feliz navidad,

Sinceramente,

Juan Manuel Prado Villafrade

Este texto lo escribí el 23 de diciembre de 2017 en el avión de regreso a Bogotá en una hoja de papel, para este recuerdo solo ajusté un par de letras. 

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *